La Agencia Espacial Europea (ESA) dio a conocer que este evento tan particular y que no se da todos los días, pudo ser observado desde el XMM-Newton, el observatorio espacial de rayos X lanzado por la ESA en diciembre de 1999.

Las imágenes captadas por el observatorio espacial de rayos X, permite ver el momento en que un agujero negro tritura una estrella.

Se pudo ver como la enorme gravedad de un agujero negro desgarra y estira una estrella. Después se traga sus fragmentos, emitiendo fuertes destellos de luz.

Se puede ver una luz excepcionalmente brillante. Esto le permitió a los astrónomos determinar la velocidad de rotación del agujero negro. El proceso emite una señal brillante que se repite cada 131 segundos.

“Los modelos demuestran que la masa de una estrella destruida se asienta sobre una especie de disco interior que expulsa rayos X”, dice Dheeraj Pasham.

Según Alessia Franchini, miembro del equipo de astrónomos, se trata de un descubrimiento excepcional porque nunca había visto una señal estable durante tanto tiempo en un agujero negro.

Hay innumerables agujeros negros en el cosmo, sin embargo algunos están pasivos, sin movimientos. Si no cae materia en su interior no emite radiación detectable.

Con estas imágenes queda registrado que cuando pasa una estrella lo suficientemente cerca de un agujero negro, se la devora.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.