El narcotraficante mexicano, Joaquín Guzmán Loera, fue notificado este viernes por la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), que la solicitud de extradición del gobierno de Estados Unidos se hará efectiva, lo que significa que el criminal enfrentaría cargos en Texas y California por diferentes delitos.

Los Jueces Octavo y Tercero de Distrito de Procesos Penales Federales, decretaron que hay condiciones jurídicas suficientes para proceder con el traslado, de acuerdo con un comunicado que emitió la cancillería.

Las condiciones legales del traslado, explican que luego de la resolución de la SRE, los abogados defensores de Guzmán Loera tienen 15 días para ampararse ante esta resolución, lo que podría ocasionar que el proceso se retrase otros tres meses y el capo se mantenga dentro del Cefereso No. 9 de Ciudad Juárez, Chihuahua, donde se ubica actualmente.

El traslado del narcotraficante a Estados Unidos, podría concretarse hasta los primeros meses de 2017, pues los tribunales colegiados cuentan con 6 meses para validar el fallo del juez de amparo o para revocar su sentencia. Esto depende de si “El Chapo” agota todas sus instancias legales.

Los cargos por los que se acusa a Joaquín Guzmán Loera en la Corte Federal Para el Distrito Oeste de Texas son asociación delictuosa, en contra de la salud, delincuencia organizada, posesión de armas, homicidio y lavado de dinero, y ante la Corte del Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de California, tendría cargos por poseer cocaína y buscar comerciarla.

 

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.