Con información de autoevolution, a un hombre le funcionó usar una copia de un Porsche original, por lo menos para hacerse novio de una mujer que, como es de esperarse, se daría cuenta después.

De esta forma, el hombre era dueño de una falsificación china de un Porsche Macan. La mujer compartió fotos del crossover de la marca de lujo a su grupo de amigos. Había muchas formas para desenmascarar el suceso, una de ellas, la insignia de la capucha del automóvil.

Como era de esperarse, la mujer al darse cuenta del engaño, decidió terminar con el hombre que posiblemente terminó humillado en su grupo de amigos, debido a que las imágenes ya circulaban en grupos de What´s App.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.