En Texas, un par de hermanos eran cruelmente castigados, y hasta torturados por sus padres, obligándoles a cepillarse los dientes con heces de gato.

Además, fueron azotados con ramas de árbol por su padre James Chalkley, de 32 años, y su madre Cheyanne Chalkley de 22, fueron detenidos.

Según medios locales, la maestra de la escuela detectó los moretones en la niña de cinco años en septiembre. Igual, la niña de 5 años le dijo a la policía que su padre le colocaba un collar eléctrico para perros, que le dejó varias marcas en la piel.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.