El ex director del FBI dijo creer que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, no está “moralmente” capacitado para ocupar el cargo.

“Algunos aspectos de la actual Administración me recuerdan a las formas empleadas por la mafia”, dijo.

Sobre la posible incapacitación del presidente Trump, un tema que en los últimos meses ha ganado adeptos en parte de la clase política de Washington, “se ve en las habituales salidas de tono del presidente indicios de una posible enfermedad mental”.

La entrevista, de la cual ya se habían divulgado diversos extractos a lo largo de los últimos días, había levantado una gran expectación por algunas de las declaraciones del ex número uno del Buró Federal de Investigación (FBI), como aquellas en las que Comey compara al mandatario con un jefe de la mafia.

Este tipo de afirmaciones han provocado la ira del mandatario, quien en desde el viernes no ha dudado en utilizar su cuenta personal de Twitter para tildar a Comey de “soplón”, “mentiroso” y “poco inteligente”.

“Creí que era una locura el despedirme”, sostuvo Comey al recordar una decisión que, según dijo, le pilló por sorpresa y que fue interpretada por parte de la población estadunidense como una maniobra de Trump para poner fin a las investigaciones.

Actualmente, el despido de Comey es investigado como un posible intento de obstrucción a la justicia por parte del fiscal especial Robert Mueller, que tras la expulsión de Comey pasó a liderar las pesquisas sobre los supuestos lazos entre el Kremlin y Trump.

Durante la entrevista, que forma parte de la campaña de promoción del libro autobiográfico “A higher loyalty” (“Una lealtad superior”), que saldrá a la venta esta semana, Comey volvió a insistir que Trump le exigió lealtad, al igual que hizo cuando fue llamado a declarar ante el Congreso en junio del año pasado.

De acuerdo con el exdirector del FBI durante ese primer encuentro, en el que según bromeó le llamó la atención el laborioso corte de pelo del mandatario.

Me preguntó: ‘¿acaso te parezco el tipo de persona que necesita contratar prostitutas?’, sostuvo Comey, quien aseguró no saber si es cierto otro de los puntos más controvertidos del dossier, aquel en el que se afirma que Trump instó a las meretrices a orinar sobre la cama del hotel por ser la misma en la que había dormido Barack Obama tiempo atrás.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.