En China, una mujer se arrepintió de prestarle su iPhone a su hijo de dos años, pues nunca imaginó lo que el pequeño iba a lograr.

Esta madre, quiso entretener a su bebé con videos de YouTube, pero un descuido el niño bloqueó el teléfono y jugando introdujo una clave errónea muchas veces, tantas, que el tiempo de espera para poder desbloquearlo superó los 25 millones de minutos, es decir cerca de 48 años.

Al darse cuenta de la travesura de su hijo llevó el equipo a un servicio técnico de Apple Store en Shanghái, sin embargo la respuesta que obtuvo no fue la más alentadora: no había manera de romper el bloqueo sin borrar los datos de la memoria, por lo que sus opciones eran resetear el dispositivo y perder todo pues no respaldo nada en la nube, o esperar 48 años para poder volver a utilizarlo.

Lo más curioso es que se decidió por la segunda opción: “No puedo esperar 48 años y decirle a mi nieto que fue un error de su padre”.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.