5 consejos para comprar a meses sin intereses

Las mensualidades a tasa 0 pueden ser una manera inteligente de adquirir productos o servicios con un plazo y montos razonables para tu economía, siguiendo sólo algunas precauciones

Ya inició la temporada de compras para el fin de año y las ofertas y promociones se convierten en una tentación, principalmente si cuentas con una o más tarjetas de crédito.

Con la expansión de este medio de pago, es normal que las personas contemos hoy en día con varios créditos bancarios, pues la tarjeta de crédito sirve como una fuente confiable de identificación, sobre todo al tratarse de operaciones electrónicas, y te permite realizar compras con mayor facilidad.

Usada sabiamente, una tarjeta de crédito proporciona comodidad y permite realizar compras con cerca de un mes para pagar antes de que lleguen los cargos.

Lo que en teoría suena tan bien es en la práctica un dolor de cabeza para las personas que tienen saldos deudores y deben pagar intereses de más de 50% en algunos casos.

No hay que tenerle miedo a las tarjetas de crédito, sino que hay que aprender a utilizarlas.

El único secreto para mantener tu tarjeta de crédito bajo control es gastar menos dinero del que puedes pagar con tus ingresos netos.

Perder el control de tu tarjeta de crédito es más sencillo de lo que parece si no realizas tus compras con una buena planeación.

La principal trampa de las tarjetas de crédito es la de las compras a mensualidades sin intereses, pues como cliente puedes perder la noción de cuál es el balance entre los pagos mensuales, la duración del plazo, y si tus ingresos futuros serán suficientes para cubrir los pagos totales para no generar intereses.

No obstante, las mensualidades sin intereses pueden ser una manera inteligente de adquirir productos o servicios con un plazo y montos razonables para tu economía.

Los siguientes son algunos consejos de finanzas personales para que utilices tu tarjeta de crédito sabiamente y no te ahoguen los intereses mensuales.

1. Usa tu tarjeta de crédito siempre dentro de tu presupuesto. El error fatal es pensar que el crédito de tu tarjeta es dinero extra.

2. Utiliza las compras a meses sin intereses para productos duraderos, como pueden ser electrodomésticos, electrónicos y línea blanca.

3. Si realizas varias compras a meses sin intereses, calcula cuál será la suma de los diferentes pagos mensuales lo que podría hacerte perder el control de tu deuda si estos superan tus ingresos neto mensuales.

4. De ser posible realiza tus compras después de tu fecha de corte a manera de que tengas un colchón de tiempo antes de iniciar tus pagos mensuales.

5. Una vez que has decidido realizar compras a mensualidades, utiliza la tarjeta de crédito que te ofrezca el menor Costo Anual Total (CAT).