Los amparos interpuestos contra el nuevo aeropuerto no tienen una motivación ambiental, sino política, señaló el presidente Andrés Manuel López Obrador.

El mandatario mexicano dijo que los opositores a los proyectos de su gobierno tienen el derecho de impugnarlos por las vías legales. Lo malo, agregó, es que ‘en realidad quieren hacernos quedar mal’.

‘Hay casos en donde se da una especie de sabotaje legal, como los amparos por el aeropuerto de Santa Lucía. Tengo que rectificar porque estaba hablando de 20 amparos. Me informaron que no, son 80 y se está ateniendo este asunto, tanto por la Consejería Jurídica, como por el área jurídica de Sedena, pero imagínense 80 amparos’.

López Obrador puntualizó que sus adversarios políticos ‘no quieren la transformación’ y en el caso del proyecto del NAIM en Santa Lucía, ‘su motivación es política’.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.