En 2009 fueron encontrados dos esqueletos en una necrópolis del siglo IV-VI en el centro de Italia. Se les ‘bautizó’ como los ‘amantes de Módena’, porque fueron encontrados con las manos entrelazadas.

Diez año después, investigadores de la Universidad de Bolonia y la Universidad de Módena y Regio Emilia, concluyeron que son los esqueletos de dos hombres.

Ahora estudian para saber por qué fueron enterrados juntos.

¿Por qué el error?

‘Cuando en 2009 se hallaron los cuerpos, las técnicas tradicionales de antropología esquelética no pudieron revelar el sexo debido al mal estado de los restos.

Los medios de comunicación al ver las manos entrelazadas escribieron la historia de los amantes, pero a nivel científico no fue nunca probado el sexo o grado de parentesco’, explicó Federico Lugli Lugli, nvestigador de la Universidad de Bolonia y primer autor de este estudio, publicado en la revista Scientific Reports.

Este año, con un nuevo método a partir de proteínas particulares en el esmalte dental, se logró definir el sexo de los esqueletos. ‘Oh, sorpresa son dos hombres’, sin embargo, el nombre de ‘amantes de Módena no se les retirará.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.